Es hora de demandarlos

Cómo todos sabemos la Constitución fijó la formalidad del juramento de las autoridades electas con una fórmula que integra ese instante histórico que luego se olvida.

Allí, sobre el final del juramento, la Constitución exige que si no se hiciere aquello a que lo que se comprometen, Dios y la Patria” se lo demanden.
Esas demandas nunca llegan y las trapisondas, irresponsabilidades, delitos, mal desempeño de las funciones o ignorancias lisas y llanas (cuyos resultados paga el pueblo con su miseria) nunca se reclaman y mucho menos se pagan.

Pero es hora que esa historia cambie.


El nivel de destrucción a que la Argentina está siendo sometida por el gobierno kirchnerista casi impone la obligación de que todo este aquelarre no quede impune; que alguien lo pague.

Los argentinos se están muriendo por incompetencia; han caído en la pobreza -o incluso en la miseria- como consecuencia de una mezcla de mala praxis, ideologismo idiota e ignorancia bruta; perdieron su trabajo como resultado de una práctica económica irresponsable; ven cómo las empresas se cierran o se van del país como consecuencia de una asfixia notoria que impone el orden fascista que gobierna el país.

El presidente hace gala de una ignorancia que alarma en temas constitucionales (simples periodistas lo han puesto en ridículo con preguntas simples que solo atinó a responder con altanerias y soberbias que solo sirvieron para ponerle una mayor lupa a su burrez) y ni que hablar en temas económicos.

En ese sentido, acaba de asegurar que el stock ganadero del país es tres millones de cabezas de ganado cuando en realidad son más de 54 millones (el país tenía en 2006 sesenta millones pero la impericia y el resentimiento kirchnerista lo llevó a 48 millones como consecuencia de la primera prohibición a la exportación de carnes de decretó Néstor Kirchner. Luego de la apertura de mercados dispuesta por el gobierno de Macri, el país logró recuperar casi 6 millones de cabezas).

El tema cobra importancia porque es natural preguntarse en manos de quién está el país. Un señor que no sabe cuál es el stock ganadero del país agrícola ganadero que gobierna ¿que autoridad tiene para emitir bandos obligatorios como si fuera un general con charreteras de oropel?

La vicepresidente es la responsable personal de que la Argentina no tenga vacunas contra el Covid y, particularmente, que haya perdido 14 millones de dosis del laboratorio Pfizer sobre las cuáles no ha recibido, encima, ninguna explicación.

También ella sometió al país y a los argentinos a estar presos de la vacuna rusa de la cual no tenemos tampoco información ni de entregas ni de llegada de la segunda dosis.

La ministro de salud Carla Vizzoti acaba de confesar, en un fallido público, que el ritmo de vacunación se retrasa a propósito con el obvio objeto de especular políticamente con el tiempo de la las elecciones para que “parezca” que el país no tiene días sin vacunación.

En el país tampoco se testea. Chile hace 300 mil tests por día. En Argentina no llegan a las 90 mil pruebas.


La negociación de la deuda soberana es un completo desastre. Torpedeada adrede desde el Instituto Patria a cargo de la comandante de El Calafate, está dirigiendo al país a un nuevo default.

Y mientras los argentinos se mueren, se funden y se hunden en la miseria, las huestes kirchneristas pujan por solidificar su plan de impunidad y de encuadramiento de la Justicia dentro de su plan de suma del poder público.
Es hora que la retórica deje de estar limitada a una frase formal que solo se repite cansinamente como lo haría un loro que no entiende lo que repite.
Es hora de exigir. Es hora de demandar. Este conjunto de impresentables no puede salir indemne de este desastre. La patria debe exigir explicaciones a tanta ignorancia, a tanta obcecación, a tanta negación, a tanta improvisación, a tanta falta de preparación.

Un país digno no puede permitir que esto termine así.

Por Carlos Mira
Si querés apoyar a The Post Argentina, podés hacerlo desde aquí.

3 thoughts on “Es hora de demandarlos

  1. Marcelo Zocchi

    Excelente, Carlos!

  2. Manuel Lainez

    Hay que dejar de una vez por todas la VIVEZA CRIOLLA que nos rige y es lacausa del mal que vivimos hace una centuria

  3. SUSANA PATUZZI

    EL PEOR GOBIERNO DE LA HISTORIA..Y ASÍ..QUEDAREMOS EN LA HISTORIA..POR UN GOBIERNO “MAL PARIDO”

Deja un comentario